¡¡¡ Stop a los voluminosos!!!

¡¡¡ Stop a los voluminosos!!!

En Corella, los residuos voluminosos se están convirtiendo en un problema importante. Todos los días, a cualquier hora, nos podemos encontrar desde los habituales muebles de todos los tamaños, a las cosas más inesperadas. Los vecinos/as dejan, junto a los contenedores, todo aquello de lo que se quieren desprender.

El Ayuntamiento todos los sábados, como complemento a la Mancomunidad que recoge los martes y viernes, recoge todo lo que se deja próximo a los contenedores. Aun así, la realidad es que inmediatamente después de limpiar todo, volvemos a ver voluminosos por la calle.

La recogida y gestión de estos residuos son competencia de la Mancomunidad de La Ribera. Por eso, el pasado 19 de noviembre, se mantuvo una reunión con el responsable de la Mancomunidad para comunicar, además de otros temas relacionados con los residuos, el grave problema que tenemos con los voluminosos y trabajar juntos buscando una solución. Estamos seguros que las decisiones que se tomaron pueden llevarnos por el camino de arreglar este problema.

La impresión desde el ayuntamiento es que no es solo un problema de incivismo, también hay mucha desinformación. Creemos que una parte de la ciudadanía no está sensibilizada ni informada adecuadamente. Para este ayuntamiento no le vale con un pequeño cartel colocado en algunos contenedores, como están ahora, se necesita como primer paso informar mucho mejor cómo se tratan los voluminosos.

La mayoría de los vecinos/as no saben cuándo se pueden sacar los voluminosos y que procedimiento que hay que seguir. Si salimos a la calle y preguntamos, pocos sabrán que solo se puede sacar muebles los lunes y jueves por la noche, y, además, hay que llamar al número de teléfono 948 411 894 para comunicar lo que vamos a dejar y donde. No se actúa en muchos casos correctamente.

La imagen de ciudad que damos no es buena, y es responsabilidad de todos. La principal de la Mancomunidad, pero también del ayuntamiento y de algunos vecinos. En este caso el ayuntamiento se tiene que mostrar contundente en la labor de informar, de controlar y sancionar.

En un primer momento, desde el ayuntamiento, vamos a informar y poner los medios para que los vecinos puedan deshacerse adecuadamente de estos residuos. Y eso sí, en una segunda fase, aplicando el artículo 19 de la ordenanza de conductas cívicas de Corella, sancionar a quienes conociendo la norma actúen de manera incívica, con sanciones que podrán alcanzar los 750€ por dejar cualquier tipo de voluminoso fuera de los días y horas no convenidos.